Primer equipo

La fortuna de entrenar en el paraíso

29 julio, 2019

Compartir en

Fran Grima fue uno de los futbolistas más regulares de la Unión Deportiva Ibiza la pasada temporada: jugó 32 partidos (todos menos uno como titular) y acabó la liga como un toro. El lateral derecho decidió pasar por el altar a principios de julio y ha disfrutado de unas merecidas vacaciones donde ha aprovechado para viajar con su mujer por Indonesia. La luna de miel terminó el viernes: Grima se reencontró con sus compañeros y conoció a los nuevos fichajes del equipo en Can Misses.

Pero el entrenamiento matinal no iba a ser una sesión cualquiera. Media hora más tarde, el barcelonés pasaba entre risas por debajo de un túnel de collejas que se improvisó sobre la arena de Platja d’en Bossa. Era el rito inexcusable para recibir al recién casado.

El cuerpo técnico había decidido realizar una sesión en la playa para que, bajo las órdenes de Álex Prieto, el preparador físico del Ibiza, la plantilla celeste ganara músculo y resistencia de una forma diferente y divertida. La propuesta también tenía valor intangible: romper con la rutina de entrenar sobre el césped artificial del estadio municipal servía, además de para seguir haciendo piña, como excusa para aliviar el estrés mental que conlleva una pretemporada.

Los futbolistas que entrena Pablo Alfaro –quizás quien mejor se lo pasó– disfrutaron de lo lindo trabajando, tal vez, más duramente que en cualquiera de los entrenamientos que se han completado en lo que llevamos de verano. Al final, todos acabaron pegándose un chapuzón en el Mediterráneo. Es la fortuna de entrenar en el paraíso. El vídeo donde hemos recogido los mejores momentos de la sesión playera no deja lugar a dudas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *